PODA DEL CIRUELO


Para hacer la poda del ciruelo (Prunus domestica), como en todos los frutales, se requiere tener claros una serie de conceptos y técnicas para así hacerla de manera efectiva.

Una buena poda acorta la altura del ciruelo, facilita la iluminación, acorta el periodo improductivo, mejora la calidad, reduce el envejecimiento y mejora y regula la producción de cirurelas.
El injerto en ciruelo es una técnica que nos permite cultivar o cambiar variedades sobre distintos patrones, antes de la plantación o cuando ya está establecida. Distintos tipos de injerto se requieren en distintas situaciones.
Hay un manual del ciruelo en pdf, redactado por Manuel Martín García y Elena Arroyo Ramajo y publicado por la fundación educatierra, que explica cómo realizar la poda y el injerto y además da información general sobre el ciruelo.
Se desarrolla con los siguientes contenidos:
1. El ciruelo
2. Poda del ciruelo: importancia, órganos vegetativos, poda de formación, poda de rejuvenecimiento, poda del ciruelo japonés, poda del ciruelo claudio, épocas de poda.
3. Injertos: inglés, cuña, corona, yema dormida, mesa, aproximación y chip.
4. Anexos: polinización, riego deficitario controlado (RDC), plagas y enfermedades, patrones y aclareo.

Ilustrada con buenas fotos, cuadros y tablas para aclarar las explicaciones, esta publicación es de gran interés para la persona que desee obtener o ampliar información sobre el ciruelo.
Se puede ver o descargar en  Frutales.
Otro manual es éste del IVIA